Y en ese momento, despiertas

De padres e hijos
Confesiones I: Yo he sido
Show all

Y en ese momento, despiertas

psicologos barcelona

Dices que no estarás bien hasta que no acabes la carrera. Dices que no estarás bien hasta que no te independices. Dices que no estarás bien hasta que no tengas novia. Dices que no estarás bien hasta que no te separes. Dices que no estarás bien hasta que no te cambies de trabajo. Dices que no estarás bien hasta que no te cambies de casa. Dices que no estarás bien hasta que no te cambies de ciudad. Dices que no estarás bien hasta que no te compres un coche. Dices que no estarás bien hasta que no hables con tus padres. Dices que no estarás bien hasta que no tengas hijos.

Y un día abres los ojos. Y te das cuenta de que tanto cambio no te genera el bienestar soñado. Y te das cuenta de que tanto cambio comporta seguir aplazando. Y te das cuenta de que tanto cambio significa seguir tapando. Y te das cuenta de que tanto cambio evita la transformación verdadera. Y te das cuenta de que has empezado la casa por el tejado. Y que no es posible estar bien sin saber antes quién eres.

Y en ese momento despiertas. Y dejas de hacer por hacer y te concentras en sentir, en estar, en ser. Y decides hacer sólo las cosas que de verdad te laten dentro. Y empiezas a construir tu hogar desde los cimientos, hacia el cielo.

Poco a poco, avanza.
Un fuerte abrazo