Equilibrio emocional y desarrollo espiritual

El autoegaño más común
Nuestra confusión es su negocio
Show all

Equilibrio emocional y desarrollo espiritual

libertad emocional

 

Para mí, y por mi experiencia tanto personal como académica y profesional, pretender alcanzar un equilibrio emocional óptimo sin cierto grado de desarrollo espiritual es igual que pretender subir a la buhardilla con una escalera que carece de peldaños superiores. Es imposible sanar las heridas de lo inmediato (familia, trabajo, amor) sin cierto sentido de trascendencia que nos inspire y nos libere de los grilletes de los convencionalismos de lo cotidiano.

Por ello, y entiendo que cada uno tenemos nuestro propio itinerario, nuestras necesidades específicas y nuestra propia particularidad, en general me gusta trabajar mano a mano con mis clientes en su desarrollo personal teniendo en cuenta estos dos niveles (profundamente interrelacionados entre sí):

El nivel emocional: te enseño herramientas para descargar las emociones del pasado que te anclan a aquél, condicionándote, victimizándote e impidiéndote avanzar.

El nivel espiritual (nada que ver con religiones): te enseño rutinas para trascender lo inmediato y conectarte a algo superior (vida, naturaleza, Universo, conciencia, alma, Dios, como quieras llamarlo) para dejar de empujar el río de la vida y fluir con él, para soltar la soledad y encontrarle un sentido personal a tu vida.

Es imprescindible por tu parte cierto esfuerzo y un alto grado de compromiso contigo mismo. Tú guardas en tu interior la clave de tu proceso de cambio y mejora, yo te acompaño y te hago de espejo en todo momento.

Tu vida es tuya y es lo que tú quieras, o no es tu vida.

Poco a poco, avanza

Un fuerte abrazo